Emergencias | FNPI
  • FB
  • TW
  • YouTube
  • Instagram

Emergencias

Panorámica del proyecto de Hidroituango durante su construcción. Fotografía: Svenswikipedia en Wikimedia Commons.
Informando con responsabilidad y claridad sobre los riesgos existentes, es posible salvar vidas y evitar la propagación de enfermedades entre los damnificados.

Fotografía: Mike Renpening en Pixabay | Usada bajo licencia Creative Commons
Los rumores no chequeados se transmiten como la espuma. Se deslizan con total fluidez por las plataformas digitales y siembran también el odio.

Helicóptero arroja agua para sofocar las llamas en un incendio previo en Valparaíso en 2014 | Fotografía: Javo Alfaro en Flickr | Usada bajo licencia Creative Commons
Lo que falta para evitar que una autoridad nos diga cómo debemos hacer nuestro trabajo es control, pero desde nosotros.

El libro de la periodista Ceinett Sánchez busca contribuir con la expansión de cultura preventiva en medio de situaciones de crisis a través de la sana y oportuna información.

Ceinett durante una capacitación en la Academia Militar del Caribe / @CeinettS
La gestión de la comunicación y redes sociales en medio de crisis, se convierte inmediatamente en las “relaciones públicas de las crisis”

Cuando se desata una crisis, las fuentes confiables, tales como las organizaciones de noticias, deben tener cuidado y comprobar la masa de mensajes que se publican para poder así informar a la opinión pública con precisión y hechos comprobados.

Imagen de la tragedia en Santiago / Foto: Vanguardia.com
¿Cómo tratar a las víctimas al entrevistarlas luego de una tragedia? ¿Cómo tratar con los rumores que circulan por redes sociales tras una catástrofe? ¿Deben publicarse las imágenes de cuerpos mutilados y personas sangrando? ¿Cómo informar sobre la magnitud de la tragedia sin herir la susceptibilidad de la audiencia?